Información

Las 4 C

claridad

Claridad


Según la pureza del diamante tendrá más o menos claridad, menos impurezas o manchas tanto en el interior como en la superficie. Un diamante perfectamente claro es lo más deseable, y tendrá la más alta calificación de claridad. Cada imperfección o falla de color dentro o fuera del diamante disminuirá su nivel de claridad, y por lo tanto, su valor. Incluso los diamantes fantasía poseen calificación de claridad, y tendrán un mayor valor basado en qué tan perfectos y uniformes son y en qué cantidad de defectos incluyen.
color-diamantes

Color


El color del diamante también es muy importante para saber su valor. Los colores se determinan desde la D, incoloro hasta la Z, el más amarillo. La apreciación se hace visualmente, con iluminación y entorno adecuados, por personal entrenado. Los diamantes incoloros son más valorados y su valor disminuye a medida que el color desciende de la D a la Z.
Corte-Diamantes

Corte


El Corte se refiere a las proporciones, simetría, acabado, y pulido de un diamante. Estos son factores que influyen sobre las cualidades reflectoras y de brillantez del diamante. Un mal corte por lo general se refiere a un corte que puede interferir con la apariencia de un del diamante. Un mal corte, amortigua el brillo o resplandor, al impedir que la luz se disperse uniformemente. El corte es el único de las 4 C que está determinada por la habilidad artística y no por la naturaleza.
quilates-diamantes

Carat Weight


Carat Weight o Peso en Quilates, se refiere al peso de un diamante. El peso de un diamante se mide en quilates, cuya abreviatura es ct. El quilate métrico, aprobado en 1907, corresponde a 0.20 gr. Los diamantes se comercializan a precio por quilate. Este precio varía exponencialmente con el peso de la gema. Es fácil comprender por qué son más caros los diamantes a medida que aumenta su tamaño: la naturaleza proporciona muchas menos piedras grandes. Por ejemplo un diamante de 1.5 quilates es tres veces el peso de un diamante de 0.5 quilates, pero su precio puede ser entre cinco y siete veces superior.

Historia del diamante

En la mineralogía, el diamante (del griego antiguo αδάμας, adámas, que significa invencible o inalterable) es un alótropo del carbono donde los átomos de carbono están dispuestos en una variante de la estructura cristalina cúbica centrada en la cara denominada «red de diamante». El diamante es la segunda forma más estable de carbono, después del grafito; sin embargo, la tasa de conversión de diamante a grafito es despreciable a condiciones ambientales. El diamante tiene renombre específicamente como un material con características físicas superlativas, muchas de las cuales derivan del fuerte enlace covalente entre sus átomos. En particular, el diamante tiene la más alta dureza y conductividad térmica de todos los materiales conocidos por el ser humano. Estas propiedades determinan que la aplicación industrial principal del diamante sea en herramientas de corte y de pulido además de otras aplicaciones.

El diamante es uno de los minerales más preciados del mundo por sus características físicas. El diamante tiene características ópticas destacables. Debido a su estructura cristalina extremadamente rígida, puede ser contaminada por pocos tipos de impurezas, como el boro y el nitrógeno. Combinado con su gran transparencia (correspondiente a una amplia banda prohibida de 5,5 eV), esto resulta en la apariencia clara e incolora de la mayoría de diamantes naturales. Pequeñas cantidades de defectos o impurezas (aproximadamente una parte por millón) inducen un color de diamante azul (boro), amarillo (nitrógeno), marrón (defectos cristalinos), verde, violeta, rosado, negro, naranja o rojo. El diamante también tiene una dispersión refractiva relativamente alta, esto es, habilidad para dispersar luz de diferentes colores, lo que resulta en su lustre característico. Sus propiedades ópticas y mecánicas excelentes, combinadas con una mercadotecnia eficiente, hacen que el diamante sea la gema más popular.

La mayoría de diamantes naturales se forman en condiciones de presión y temperatura extremas, existentes a profundidades de 140 km a 190 km en el manto terrestre. Los minerales que contienen carbono proveen la fuente de carbono, y el crecimiento tiene lugar en períodos de 1 a 3,3 mil millones de años, lo que corresponde a, aproximadamente, el 25 % a 75 % de la edad de la Tierra. Los diamantes son llevados cerca de la superficie de la Tierra a través de erupciones volcánicas profundas por un magma, que se enfría en rocas ígneas conocidas como kimberlitas y lamproitas. Los diamantes también pueden ser producidos sintéticamente en un proceso de alta presión y alta temperatura que simula aproximadamente las condiciones en el manto de la Tierra. Una alternativa, y técnica completamente diferente, es la deposición química de vapor. Algunos materiales distintos al diamante, incluyendo a la zirconia cúbica y carburo de silicio son denominados frecuentemente como simulantes de diamantes, semejando al diamante en apariencia y muchas propiedades. Se han desarrollado técnicas gemológicas especiales para distinguir los diamantes sintéticos y los naturales, y simulantes de diamantes.

Certificados de diamantes

certificado-diamante-GIA
Es el informe de graduación de diamantes, en el que documenta las características específicas de un diamante. Estos informes son mitos por el Instituto Gemológico Americano, que es una de las organizaciones más respetadas en la industria del diamante. Este informe estableció los estándares de graduación de diamantes e información geológica, y su sistema de graduación se utiliza como las credenciales de referencia de la industria internacional de la joyería y las gemas.
certificado-diamante-hrd
En este certificado de realiza un análisis, estudio y graduación de los diamantes, según unas normas desarrolladas en el propio HRD (consejo superior del diamante) y reconocidas universalmente como patrón para el análisis correcto de la calidad y características de los diamantes.
certificado-diamante-igi
Este certificado lo emite el Instituto Internacional de Gemología, el laboratorio más grande que provee calificaciones y evaluaciones de diamantes y joyas finas. Este laboratorio de certificación es el único internacional bajo la propiedad y el control de un órgano de gobierno central que asegura la consistencia de sus informes de calificación mundialmente.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies